13. Música para meditar


La música para meditar, es un elemento más a tomar que puede ayudarnos a alcanzar un estado de mayor conciencia y de paz interna. Es bien sabido que la música puede influir a nivel emocional y físico, aumentando el bienestar y la calidad de vida. “La música es para el alma lo que la gimnasia para el cuerpo” dijo Platón. Por tanto ¿Qué pasa si aunamos música y meditación?

La mente humana genera miles de pensamientos que caminan con nosotros en nuestro día a día. Son estos pensamientos los que regulan, en cierto modo, nuestras decisiones y actos, nuestro estado de ánimo y nuestra forma de relacionarnos. Por tanto, si nuestros pensamientos son positivos seremos personas más seguras de nosotros mismos, más optimistas y más receptivos a nuevos estímulos.

No es algo casual. El impacto que tiene la música en nuestro cerebro es grande, y aquella caracterizada además por una determinada frecuencia más armónica o relajante genera en nosotros elevados estados de bienestar. Así, y solo como ejemplo, hay una teoría muy conocida que habla de los beneficios que puede tener para nuestro organismo con la frecuencia de 528 Hz.

Es la llamada frecuencia del Solfeggio, usada originalmente en los cantos gregorianos. Sonidos curativos o no, lo que sí sabemos es que son capaces de generar en nuestro cuerpo y nuestra mente un cambio, como si una fuerza invisible nos reiniciara y nos sintonizara a su vez con más intensidad con el prop